Si tiene hipertensión, el secreto está en un tratamiento adecuado

Si tiene hipertensión, el secreto está en un tratamiento adecuado

Hay que estar atentos y medir con frecuencia los niveles de tensión arterial.

24 de junio 2012 , 12:39 a.m.

"La hipertensión arterial se presenta cuando las arterias se contraen haciendo que la sangre que es eyectada del corazón disminuya la irrigación a todos los órganos, siendo más vulnerables el cerebro, el corazón y los riñones", explica Enrique Melgarejo, médico cardiólogo. De ahí la importancia de estar atentos y medir con frecuencia sus niveles de tensión arterial y consultar si estos se alteran y si hay antecedentes médicos de la enfermedad.

No se habla de una única cifra normal de tensión arterial, porque esta tiene sus intervalos, pero siempre dentro de los parámetros correctos. Un estimativo es de 120/80 mmHg (milímetros de mercurio) y 130/80 mmHg. Si está por encima se habla de hipertensión. En este caso, se achican las arterias, creando de esta manera resistencia y mayor presión, lo que se vuelve crónico, acarreando graves consecuencias para la salud.

Luis Moya Jiménez, presidente de la Liga Colombiana Contra el Infarto y la Hipertensión, explica algunos: "se experimenta cefalea (dolor de cabeza), sensación de calores y fatiga, pero en un alto porcentaje no se presentan síntomas. El signo más grande es cuando se afecta un órgano.

"Al ser una enfermedad crónica, es incurable, solo se puede controlar por medio de medicamentos", dice Moya, lo que reitera lo fundamental que es seguir un tratamiento adecuado y riguroso.

De acuerdo con el doctor Melgarejo, si bien se cuenta con siete clases terapéuticas para el manejo de la hipertensión arterial, el arte "está en escoger el mejor antihipertensivo para cada paciente. Y no solo uno, porque a veces hay que emplear dos, tres o hasta cuatro medicamentos, según la severidad. Este debe ser un tratamiento individualizado".
Y debe complementarse con recomendaciones en nutrición (más frutas y verduras, y menos azúcar, harinas y grasas) y ejercicio. Esto, porque además de los factores hereditarios, el estilo de vida también influye en la aparición de la hipertensión; factores de riesgo como el consumo de tabaco, alcohol, sustancias psicoactivas y alimentos de alto contenido graso y sal, el estrés, el insomnio y el sedentarismo aumentan el riesgo de tener la tensión alta.

No controlarla trae complicaciones, como alteración del flujo sanguíneo y daño en órganos vitales como riñón, retina, corazón (produciendo infarto) y cerebro (derrames cerebrales).

En cambio, si se sigue un tratamiento, es decir, es disciplinado con "los medicamentos y se ponen en práctica las indicaciones del especialista, se disminuye la incidencia de derrame cerebral en un 35 y 40 por ciento, infarto agudo de miocardio del 20 al 25 por ciento e insuficiencia cardiaca en un 50 por ciento", señala Jacqueline Estrada, médico internista del Centro Médico Imbanaco, en Cali.}

El chequeo de la presión arterial es la mejor prevención. Si es hipertenso, siga las indicaciones del médico. Resulta desalentador ver las cifras de pacientes que abandonan el tratamiento y las consecuencias son gravísimas". Luis Moya, Presidente de la Liga Colombiana Contra el Infarto  y la Hipertensión.

Sebastián Rodríguez
Especial para EL TIEMPO

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.