Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

Director del DNP explica qué es ser pobre en Colombia

Hernando J. Gómez, en entrevista con Yamid, revela aterradoras cifras de pobreza extrema en el país.

A raíz de la fijación, de parte del Departamento Administrativo de Planeación Nacional, de unos niveles de ingresos y de gastos que permiten superar la línea de pobreza absoluta en el país, el vicepresidente Angelino Garzón arremetió contra la meta y, en una conferencia, dijo que la cifra de 190.000 pesos, como ingresos al mes, para que una persona rompiera la línea de pobreza, "es una verdadera ofensa para la gente pobre".

Garzón agregó: "Estoy dispuesto a regalarles los 190.000 pesos para que nos vayamos a Corabastos a ver si hacemos un mercado para 4 personas, para un mes, con esa plata".

El director de Planeación, Hernando José Gómez, responde -sin mencionarlo- en la siguiente entrevista, en la que revela aterradoras cifras sobre la pobreza extrema en el país.

Gómez es Ph. D. en Economía, Máster en Filosofía y Arte y especialista en Moneda, Banca y Economía de la Universidad de Yale. No lo dice, pero sus explicaciones sobre el tema conducen a la conclusión de que el vicepresidente Garzón, para decir lo menos, no tenía la información indispensable para hacer las críticas que hizo.

Se ha producido un gran debate sobre la pobreza...

Permítame hacer una claridad: una familia no deja de ser pobre porque gana 190.000 pesos mensuales. Jamás hemos pretendido eso. Una familia de cuatro personas deja de estar por debajo de la línea de pobreza cuando, por cada persona, se puede gastar 190.000 pesos mensuales o más. O sea, esa familia tiene un ingreso mayor a 750.000 pesos mensuales. Esa es la diferencia. No es solo un tema de ingresos, sino de capacidad de gasto.

¿Cómo está dividido nuestro país en materia de pobreza?

En pobreza extrema está el 12, 5 por ciento. Alrededor de 5,5 millones de colombianos.

¿Qué es pobreza extrema?

Una familia de cuatro personas en la que el ingreso no alcanza para adquirir la canasta básica de alimentos, que cumpla con los requerimientos nutricionales de la FAO y del Icbf, cuyo costo se calcula teniendo como base la encuesta de ingresos y gastos del Dane. Esto es, 330.000 pesos.

¿Y qué categoría sigue?

La pobreza. Son aquellas familias de cuatro personas, cuyo ingreso es inferior a 750.000 pesos mensuales, pero superior a 330.000 pesos. Son un 25 por ciento de la población. Si sumamos esos dos porcentajes, la población pobre y extremadamente pobre en Colombia llega al 37 por ciento. Después entran las clases medias, que son un 55 por ciento, y luego las más pudientes.

Esas cifras muestran bastante desigualdad en el país...

Ese es uno de los mayores problemas que tenemos. En materia de desigualdad, estamos con los niveles más altos en América Latina.

¿Y por qué ocurre eso?

Porque tenemos una alta informalidad, un sistema tributario que no es tan progresivo como quisiéramos, problemas de desigualdades regionales profundas, zonas del país muy pobres que cada vez se distancian de las más pudientes.

¿Dice que Colombia es el país con la mayor desigualdad de América Latina?

Sí. Somos el más desigual, pero no el más pobre. Tenemos un alto ingreso per cápita, pero mayor desigualdad. Estamos por debajo de Brasil, Chile o de cualquier país centroamericano.

¿Cómo se mide la desigualdad?

A través de un indicador conocido en el ámbito técnico como el coeficiente de Gini. Este índice va de 0 a 1, donde lo más cercano a 0 refleja mayor equidad en la distribución del ingreso de la población de un país, y lo más cercano a 1, mayor desigualdad.

¿Cuál es nuestro nivel de desigualdad?

Es de 0,56.

¿Qué quiere decir?

Que no tenemos una buena distribución del ingreso. Por ahora, somos uno de los 10 países más desiguales del mundo. Los otros son africanos.

¿Cuál es la región de Colombia con mayor desigualdad?

En cuanto a pobreza, la del Litoral Pacífico tiene un 25 por ciento de analfabetismo. Ese índice lo tenía Colombia en los años 50. En la zona Caribe, el analfabetismo es todavía del 17 por ciento, cuando el promedio nacional es de 7 por ciento. O sea, más del doble. Ahí es donde tenemos unas diferencias que inciden en la desigualdad.

¿Es el analfabetismo el problema más grave que provoca la desigualdad?

Sí, pero uno de los problemas igualmente grave es la informalidad. Hablamos de colombianos que no tienen un ingreso adecuado ni empleo estable. Esa economía informal perpetúa la pobreza. Por eso, la Ley de Primer Empleo y Promoción de la Formalidad es muy importante, y ahí vamos bien. Ya este año 160.000 empresas se han formalizado, y esperamos lograr muchas más.

¿Son esos fenómenos los dos grandes generadores de la desigualdad?

Un tercer problema es que la calidad de la oferta pública de servicios sociales no es tan efectiva como queremos. El 85 por ciento de la capacidad de aprendizaje de un niño se da en los 5 primeros años de vida. Tenemos una atención integral de primera infancia que solo llega al 25 por ciento de ellos. Brasil tiene el 50 por ciento y Chile ya tiene el 70 por ciento. Algunos de nuestros niños no están adecuadamente nutridos, no les llegan vacunas y no tienen la estimulación temprana que necesitan.

¿Y cómo se va a superar esa situación?

Nos hemos propuesto duplicar la cobertura en estos cuatro años del 25 por ciento, al 50 por ciento. Eso implica pasar de 600.000 niños a millón 200.000 niños en atención integral.

Dicho de otra manera, ¿somos un país muy pobre?

Somos un país muy rico, pero con niveles de pobreza muy altos. Un ejemplo: el gabinete ministerial, junto al Presidente, estuvo en Sincelejo visitando con la Red Unidos un barrio estrato 1, y vimos familias de 4 a 7 personas viviendo en casas de tablas, en piso de tierra, y con un ingreso que no supera 200.000 pesos al mes, como ingreso de toda la familia. Repito, de toda la familia.

Es decir, ¿las críticas a los 190.000 pesos no tienen sentido?

Los casos de pobreza son casi inhumanos. Una señora que tenía a su hijo enfermo pedía ayuda. Le pregunté si estaba cubierta por el Régimen Subsidiado de Salud y me dijo que sí. Le pregunté: ¿por qué no lo ha llevado al hospital? Y me respondió: "el hospital queda muy lejos, y no tengo dinero para pagar el bus. Tengo que escoger entre darle de comer esta noche a mis otros hijos, o llevar al enfermito al hospital". Ese tipo de tragedias, esas trampas de pobreza, de las que ni siquiera nos damos cuenta, son las que estamos buscando erradicar.

En materia de pobreza ¿cómo nos comparamos con Latinoamérica?

Argentina define que pobres son los que viven con menos de 3,78 dólares al día; Ecuador, con menos de 2,08 dólares, y Chile, con menos de 3,40 dólares. Hemos sido más exigentes, y decimos que alguien solo sale de la pobreza si tiene un ingreso mínimo diario de 4,42 dólares, que equivale a las cifras que ya conoce el país.

¿Cómo surgió la cifra de los 190.000 pesos mensuales para romper la extrema pobreza?

Le aclaro que lo equivocado es pensar que una familia deja de ser pobre porque gana 190.000 pesos mensuales. Ahora bien, como se lo dije al inicio, una familia de cuatro personas supera la condición de pobreza cuando tiene un ingreso mayor a 750.000 pesos mensuales. Eso quiere decir que por cada persona se puede gastar 190.000 pesos mensuales o más.

¿Entonces la gente que interpretó la frase es populista?

Estos son temas técnicos que no son fáciles de comunicar.

¿No entendió el vicepresidente Garzón?

Son temas difíciles de comunicar.

¿El Vicepresidente es uno de los personajes equivocados en la interpretación?

Repito: son temas difíciles de comunicar.

¿Y en el caso del Vicepresidente, por qué no le ha explicado?

Este tema lo presentamos públicamente el pasado 24 de agosto, con el Presidente, y en ese momento tuvo una amplia difusión en los medios.

¿Diría que el Vicepresidente debería tener información más clara sobre la terrible pobreza en la que el país vive?

El Presidente fijó una línea de comunicaciones muy oportuna en febrero, y es que las discusiones y discrepancias en el equipo de colaboradores son útiles, y hasta necesarias. Las mismas deben tramitarse dentro del Gobierno y no a través de los medios de comunicación. El mayor esfuerzo de nuestro Gobierno va a estar en logros educativos, en soluciones de vivienda, de agua potable, generación de ingresos. Tenemos que hacer crecer el mercado laboral; vamos a diseñar políticas con el Sena para crear más capacitación.

¿Y por qué cambiaron el método para medir la pobreza?

Esta medición debía actualizarse para identificar con más precisión a las personas con mayores necesidades, a dónde debemos llevar nuestras políticas públicas y así empezar a erradicar la pobreza. Y nos facilita la comparación regional. Incluso, presentamos un nuevo indicador que complementa el de ingresos, al que llamamos multidimensional, que incluye en la medición otros aspectos como educación, salud, vivienda, primera infancia y trabajo. Es más, en aras de la transparencia, haremos públicas durante dos años las cifras de pobreza, tanto del nuevo método, como del anterior.

¿Y cuál es la misión del Gobierno frente a la pobreza?

Lograr que 2 millones de colombianos salgan de la pobreza extrema y que 3 salgan de la pobreza. Que el ingreso promedio de los colombianos crezca al 5 y medio por ciento anual. Pasar de 10.000 dólares promedio de hoy en el ingreso per cápita, a más de 12.300 dólares por año.

'Estaré en Planeación hasta cuando el Presidente quiera'

¿Cuál es su gran misión como director de planeación?

Uno cosecha lo que siembra. Y en este Gobierno, bajo el liderazgo del Presidente, hemos sembrado un Plan de Desarrollo que busca un compromiso profundo con las regiones y con los más pobres. Esperamos cosechar 'Prosperidad para Todos' .

¿La verá en este cargo?

¿Por qué lo pregunta?

Por lo rumores sobre su ingreso al gabinete...

Hay tantos temas en mi área, que no hace falta hablar de rumores.

¿Quiere seguir en Planeación?

Estoy muy contento. Tenemos unos retos grandes. El Presidente nos ha encomendado la coordinación de las políticas de innovación y de generación de ingresos. Estaré aquí hasta cuando el Presidente lo quiera.

Por tierra productiva

¿En qué consiste la reforma catastral que se estudia?

Buscamos una actualización que les permita a los colombianos usar la tierra de manera más productiva. El atraso ha hecho que la tierra se convierta en un mecanismo de acumulación de valor, y no de generación de riqueza. Algunos estaban encima de la tierra, y sin hacer nada se hacían ricos. Si modernizamos el catastro, conseguimos que quienes la tengan la pongan a producir.

Desafortunadamente hay una excesiva concentración de la tierra.

YAMID AMAT
ESPECIAL PARA EL TIEMPO

Publicación
eltiempo.com
Sección
Política
Fecha de publicación
18 de septiembre de 2011
Autor
YAMID AMAT

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad